martes, 22 de mayo de 2018

10 usos que no conocías de tu bálsamo Carmex


¡Carmex es el bálsamo labial más vendido del mundo! ¿Pero solo lo compras para calmar y cuidar tus labios? Además de su uso frecuente para sanar y proteger la piel de los labios, podrías descubrir diez nuevas formas inesperadas de aplicarlo y sacar el máximo rendimiento a nuestros productos.


1. Realiza un masaje sobre las cutículas y, sobre todo, antes de irte a dormir para que así queden más suaves y flexibles cuando te levantes.

2. ¿Por qué no aplicas un poco de Carmex en un bastoncillo para limpiar excesos de maquillaje? Hazlo sobre los ojos y notaras que se irán en un instante y de la forma más cómoda.

3. Si no tienes tu crema de manos en el bolso, con Carmex podrás enmendarlo. ¡Un bote más pequeño y con resultados! Deslízalo sobre las zonas secas, como la unión entre los dedos. ¡Ya verás cómo lo notarás!

4. En muchas ocasiones puede que tengas zonas de las uñas rotas. ¡No te preocupes! Con un poco de Carmex sellarás la hidratación y, además, nutrirás y protegerás el área.

5. Si lo aplicas sobre los pómulos, nutrirá la piel tras largas jornadas de trabajo y te funcionará como un perfecto iluminador.

6. También hidrata y minimiza las líneas de expresión del contorno de los ojos. 

7. ¿Sabías que en las cejas también te ayudará? Puedes mantener los pelitos rebeldes a raya con una pizca de bálsamo.

8. ¿Quieres un brillo de ojos espectacular? Mezcla tu bálsamo con tu sombra favorita de ojos y consigue un acabado más jugoso y cremoso.

9. No solo puedes controlar los cabellos rebeldes de las cejas, sino también de la cabeza. ¡Elimina el encrespamiento usando un poco de bálsamo a modo de sérum capilar! 

10. Viene genial para estas épocas de alergia, para aplicarlo sobre la nariz y sus alrededores. ¡Acabarás con las irritaciones!

Publicar un comentario
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...